Espiritismo Venezolano y sus Cortes
Amigos no olviden conectarse y los visitantes aprovechen todas las ventajas del foro registrándose para poder ver la información en los foros privados, también los videos, los links, las galerías, participar en los sondeos y mucho más...
Idioma / Language
Galería


CORTE CHINA: KUAN KUNG - DIOS DE LA GUERRA

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

CORTE CHINA: KUAN KUNG - DIOS DE LA GUERRA

Mensaje por Miguel-Cabrera el Jue Feb 28, 2013 6:37 pm

Apreciados foristas, comparto esta leyenda que hoy me encontré, un pelo larga.

Realemente, no sabía, menos imaginaba que en el Espiritismo Marialioncero puedies existir una Corte China. Se me hace que forma parte del proceso de transculturización, ese maravilloso intercambio de culturas entre los pueblos del mundo.

A Venezuela han llegada Chinos, desde el XIX, aunque el mayor exódo ocurrío durante la guerra civil o Revolución China que terminó con la Instauración del Comunismo, encabezado por Mao Tse Tung.

Esas personas, que vinieron de tan lejanas tierras para no volver, ademas de traer costumbres, gastronomía, trajeron su religión y la amoldaron a las costumbres locales. No es puro arroz chino, lumpias y quincallas.

Me supongo que algunas personas de esa comunidad, habrán participado de caravanas, unos por curiosidad, otros por incluirse en las costumbres culturales.

LEYENDA DE KUAN KUNG, EL GUERRERO INMORTAL


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

En el panteón taoísta encontramos una deidad que integra en su esencia a los atributos de Ares o Marte, dios de la Guerra; y Hermes o Mercurio, dios del Comercio en la mitología greco-romana. Este singular dios es Kuan Kung, que es ampliamente venerado en las comunidades de origen chino y se le considera uno de los más poderosos. También se le conoce como el General Kuan, Kuan Ti, Kuan Yu, o Wu Ti.

Pero, nuestro personaje es real y fue en vida un gran guerrero. Su historia se encuentra narrada como registro épico singular en una de las obras clásicas de la literatura china: El Romance de los Tres Reinos. Kuan Kung, cuyo nombre real era Kuan Yu, nació en 162 en lo que es actualmente la provincia de Shansi, China continental. Murió en el año 220, a la edad de 58 años, decapitado por no querer unirse a las tropas del enemigo que lo había capturado.

De niño, fue criado y educado por su madre, quien le inculcó el verdadero sentido de la justicia. Cuando era joven, salió en defensa de unos campesinos humildes que eran explotados por un noble corrupto y poderoso. Kuan Kung mató al malvado funcionario y tuvo que huir de su pueblo natal. Se dedicó a diversos empleos temporales para poder subsistir.

Cierto día, se encontró con dos jóvenes que estaban desterrados como él. Ellos eran Liu Pei y Chang Fei. Reunidos una tarde en un huerto de melocotones, los tres jóvenes sellaron un pacto de hermandad eterna, jurando que sólo la muerte los separaría.

En las postrimerías de la dinastía Han, se produjo una rebelión encabezada por un grupo conocido como los "pañuelos amarillos". Los tres hermanos de pacto acudieron al llamado del monarca para suprimir la revuelta y defender el reino. Ellos organizaron una compañía de 300 hombres que se destacó en la lucha contra los rebeldes, causando finalmente su derrota.

Posteriormente, ellos sirvieron bajo varios señores y patrones, ganando una fama cada vez mayor. Sus lazos de lealtad y hermandad fueron puestos a prueba finalmente cuando se rebelaron en contra de Tsao Tsao, un ambicioso general que tenía planes siniestros para usurpar el trono de los Han.

Liu Pei tenía nexos con la familia real, por lo que Kuan Kung y Chang Fei se integraron en las filas del Emperador de los Han para luchar en contra de Tsao Tsao.

El general rebelde había escuchado acerca de la capacidad marcial de Kuan Kung y diseñó una estratagema para capturarlo. Tsao Tsao estaba interesado en contratar a Kuan como general de sus tropas para luchar en contra del monarca.

Al tenerlo como prisionero, Tsao Tsao prometió a Kuan Kung que no sería ejecutado si se unía a su bando. Kuan Kung declaró que no se rendiría y prefería la muerte a la traición. Tras muchos ofrecimientos, el gran guerrero dijo que aceptaría las condiciones de su captor si se le asegurase que Liu Pei seguía vivo y le permitiera ir a verlo.

Tsao Tsao aceptó y trató de usar todos los medios posibles para comprometer la virtud de Kuan Kung. Le ofreció la esposa y concubinas de Liu Pei, que había logrado capturar; pero Kuan Kung rehusó aceptar la oferta. Posteriormente, le puso al frente sedas finas, oro, bellas mujeres y grandes extensiones de terreno; sin lograr impresionar o comprometer a nuestro héroe.

Al conocer que Liu Pei seguía vivo, Kuan Kung rescata su caballo y salva la familia de Liu Pei, luchando valientemente hasta reunirse con su hermano de pacto. Este nivel de lealtad e integridad ha hecho que Kuan Kung sobresalga entre los otros guerreros. Por esa razón, ha sido considerado desde entonces como "Dios de la Guerra".

Hasta el día de hoy, es común ver cuadros de los tres hermanos de pacto, con Kuan Kung sentado en el medio, en muchos hogares chinos. También se suele colocar este cuadro en la entrada de muchas escuelas de artes marciales chinas.

En el pintoresco pueblo de Yuncheng, en la provincia de Shansi, China continental, se encuentra el famoso Templo de Kuan Ti (Guandi), que fue construido durante la dinastía Sung (960-1279). En un altar oscurecido por el humo de incienso acumulado a través de los siglos se encuentra una de las estatuas más antiguas de la deidad. Allí también se encuentra una antigua armería donde según la tradición oral están depositadas las armas legendarias que usó Kuan Kung en su vida mortal.

Este templo fue asediado por los guardias rojos en 1966, en pleno apogeo de la Revolución Cultural, pero sus encargados se encerraron dentro de sus altos muros y gruesos portones. Los comunistas impusieron un sitio de tres meses, pero no pudieron lograr que sus defensores se entregaran. Finalmente, desistieron de la idea y se fueron a otros sitios para seguir con su acción vandálica.

Actualmente, es el templo antiguo mejor conservado en toda la provincia. Su supervivencia se debe a la solidaridad del pueblo en Yuncheng, cuyos miembros hicieron turnos para arrojar bolsas de comida a través de los altos muros a los defensores durante las noches. Pero, los campesinos del lugar atribuyen el hecho a un milagro del dios protector de su pueblo.

En Taiwan, existen muchos templos dedicados a Kuan Kung, especialmente en las ciudades y pueblos donde la mayoría de sus residentes son hakkas. La mayor parte de los hakkas veneran a esa deidad, por ser símbolo de la lealtad, una virtud que distingue a este grupo de chinos.

En el norte de Taiwan, el más conocido de los templos dedicados a Kuan Kung es el Templo Hsing Tien, ubicado en uno de los sectores más concurridos de la ciudad de Taipei.

Kuan Kung es símbolo de integridad, rectitud y honestidad. Es el patrono de los militares, policías, empresarios, políticos y de quienes practican las artes marciales. En muchos hogares y negocios en Taiwan se suele encontrar una estatua de la deidad, que invita a poderosas energías para que protejan la casa. Su presencia simboliza la paz y la armonía en el hogar. Además, aporta protección a los mayores y prosperidad a todos los miembros de la casa.

La imagen debe ser colocada preferentemente en el Noroeste de la casa u oficina, y mirar hacia la puerta principal. De esta forma, nos previene de la entrada de las fuerzas del mal. En las oficinas, también se suele colocar detrás del escritorio del dueño de una empresa, para implorar por la protección de seres poderosos. Es indispensable para las personas con cargos de responsabilidad o que aspiran a ascender en su trabajo.

Existen dos versiones de la imagen de Kuan Kung, una sentada y otra de pie sosteniendo una alabarda. Su característica sobresaliente es la cara roja que tiene la deidad. La imagen sentada muestra al guerrero-dios descansando y leyendo un libro. Generalmente se usa para el culto doméstico, debido a que denota tranquilidad y armonía.
[/color]

Considero que la cultura China es muy amplia, son más de 5 mil años de historía, de la cual conocemos una ínfima parte.

Me llama mucho la atención el valor de la Lealtad y Rectitud que tenían aquellos Guerreros. Muy similar a nuestros Caciques, tipos recios de gran valor humano, humildad y ferocidad cuando de defender a su pueblo se trataba.

Ah, no pregunten, qué se le pone cuando baja, que si conozco alguna materia que lo baje, que si habla chino, mandarín o cualquier dialecto que se hable en ese inmenso país, pues no se.


Que La Bendición del Todopodero abrace nuestras almas, saludos

Miguel-Cabrera
Avanzado
Avanzado

Cantidad de envíos : 222
Localización : Caracas, Venezuela
Edad : 42

Masculino

Fecha de inscripción : 26/12/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

corte china

Mensaje por mari-anab1 el Jue Feb 28, 2013 6:54 pm

hermanooooooooo acaba de iluminar mi camino con su tema..justamente en estos dias me salio un chino en el tabaco..yo me extrañe porque no pense que existiera una corte de esas tierras tan ancestrales..pero ahora que lo menciona me siento bastante bien y afortunada de poder tenerlo cerca...graciasssssssss..dios y la reina lo bendiga...

mari-anab1
Aprendiz
Aprendiz

Cantidad de envíos : 80
Edad : 27

Femenino

Fecha de inscripción : 19/10/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.