Espiritismo Venezolano y sus Cortes
Amigos no olviden conectarse y los visitantes aprovechen todas las ventajas del foro registrándose para poder ver la información en los foros privados, también los videos, los links, las galerías, participar en los sondeos y mucho más...
Últimos temas
» Ritual y oración para obtener una vivienda.
Hoy a las 9:27 pm por javamnu

» Collares de Protección
Hoy a las 3:06 pm por BENITOJ

» Interrogante que sucede los días de Menstruación???
Hoy a las 10:59 am por INDIO MARA 1

» Información sobre EL ANIMA SOLA
Hoy a las 9:31 am por danielas

» Misa de Elevación Espiritual
Ayer a las 7:51 pm por Alianza Naiguatá

» Espiritus que llaman
Ayer a las 7:31 pm por Alianza Naiguatá

» Inauguración del Foro de Espiritismo Cruzado
Ayer a las 7:20 am por Congo Nfinda

» pregunta sobre algo bien raro
Ayer a las 6:06 am por yemaya2222

» Igualdad de derechos del hombre y la mujer
Ayer a las 4:51 am por Alianza Naiguatá

» SUEÑOS Generales, Parte 2
Jue Dic 01, 2016 11:04 pm por javamnu

» Mis experiencias personales y unas cuantas dudas
Jue Dic 01, 2016 8:41 pm por Carpe Diem

» PARA QUE USAN EL AZUFRE
Jue Dic 01, 2016 5:18 pm por Carpe Diem

» mi frustracion ante un trabajo de santeria
Jue Dic 01, 2016 9:48 am por ELDIOSTHOR

» Muerte de un hermano espiritista
Jue Dic 01, 2016 3:57 am por INDIO MARA 1

»  conjuros y mal uso del tabaco
Miér Nov 30, 2016 11:11 pm por yemaya2222

Idioma / Language
Galería


Los efectos de los trabajos de magía negra

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Los efectos de los trabajos de magía negra

Mensaje por Alianza Naiguatá el Jue Sep 13, 2012 12:40 pm

Los efectos de los trabajos de magía negra

Agradecemos al Ogúm da Lua, al Xangó 7 Cachoeiras y al Exú da Media Noite por estar siempre dispuestos a esclarecernos en todo lo referente sobre los temas espirituales que atañan a la practica de nuestra hermosa Religión Umbanda y Kimbanda.

Todo poder causado tiene su efecto, todo efecto tiene su causa y todo sucede de acuerdo a esta Ley.

Se afirma que nada ocurre casualmente y que todo sucede de acuerdo a la Ley del Karma.

Los planos superiores dominan a los inferiores, aun así, ninguno escapa a esta Ley.

Texto sacado del Libro El Kibalión

Entonces en lo que al aura se refiere y a la luz que envuelve al individuo; también un trabajo de magia negra se rige bajo está Ley.

También conocida como Ley de Retorno, de Acción y Reacción o Ley del Karma.

Si el individuo es de una vida recta y es afectado por un trabajo de magia, sus vínculos sutiles (doble etérico, cuerpo astral, mental y causal) al estar más fortalecida o brillante que la de su atacante; se pone en ejecución está ley, volviéndose el trabajo hacia quien pide y también contra quien lo hace.

Se han dado casos que al darse vuelta un trabajo de magia las personas murieron.

En realidad los trabajos de magia negra son mandados a los huesos que son donde penetra por estos vínculos sutiles, comprendiendo por sus centros de fuerza (chackas) ubicados en distintos puntos del cuerpo.

Los espíritus invocados para dicho trabajo bajan desde el astral inferior con ese fin, cuando la persona se desmancha (limpia su aura) esto no queda dando vuelta en el astral, automáticamente se vuelve contra quienes los invocaron, castigándolos (según de donde venga esos espíritus y el objetivo con que fueron invocados)

Entonces existen 7 Leyes Naturales de las cuales nadie en este orbe terrestre está exento, ni encarnados ni desencarnados, esas leyes gobiernan todos nuestros actos, pensamientos y emociones y sobre el efecto que atañen a nuestra existencia aquí o más allá de nuestra muerte deberemos responder ante Zambí.

Así como cuando uno “realiza” un trabajo de magia negra la Ley de causa y efecto actúa no solamente sobre nuestro futuro, sino también inmediatamente sobre nuestra aura; lo mismo sucede con la Ley de Afinidad y Correspondencias.

Cuando nos referimos a los efectos negativos, que dejan impregnados en nuestra aura los trabajos de magia negra, estos no solo afectan a la persona a la cual allá ido dirigido el trabajo en sí, sino también a la persona que lo ha pedido y si es realizado por un tercero, a la persona que lo ejecuta, dejando en el aura de todos, una carga de energía negativa, pero que varía según la situación.

Todo trabajo dentro de la religión Umbanda, Kimbanda o Nación (sin importar la Nación que sea) tiene como primordial invocar a una Entidad Espiritual, para lograr un fin específico. Durante este proceso se manejan energías, que depende según la intención, pueden ser beneficiosas o perjudiciales.

Sabemos en el cuerpo humano está rodeado un campo magnético llamado aura, y que según nuestra vibración espiritual (moralidad, que depende de la conducta de nuestros actos, pensamientos y emociones) se expande o se contrae dando una cierta protección a nuestro cuerpo físico.

Entonces el cuerpo humano no está solo constituido de masa física, sino de diferentes cuerpos energéticos llamados vínculos sutiles, que se expande mas allá de los límites físicos, conformando una red interna y externa de energía y que según su vibración, se propaga más allá del cuerpo denso, existiendo en los diferentes planos astrales y al mismo tiempo, se organiza en distintos sistemas y nutre al cuerpo de energía vital.

Cuando se encuentra en equilibrio nos confiere salud, ya sea física, emocional y mental, además una defensa contra los trabajos de magia negra y cuando está en desequilibrio nos enferma, o en el caso de los trabajos de magia negra, desequilibra nuestra aura, atacando las zonas más débiles de todo nuestro organismo, y a su vez también nos desequilibra en el plano mental y emocional, causándonos trastornos de varias índoles tanto internos (enfermedades) como externos (con el medio que nos rodea y sus habitantes).

Para comprender los efectos de los trabajos de magia negra debemos conocer bien la composición de nuestro "Yo" y las funciones de todos nuestros vínculos, (cuerpos energéticos) pues así sabremos cómo funcionan y cómo podemos bloquearlos.

Aquí para no extendernos mucho explicaremos sobre los cuerpos vital o doble etéreo, astral, mental y causal ya que son los afectados por los trabajos de magia negra.

El aura envuelve el cuerpo humano en todas direcciones. Siempre esta fluyendo y su tamaño, forma y color dependen del estado físico, emocional y espiritual de cada uno de nosotros.

Estamos cubiertos por una capa etérea que se extiende aproximadamente unos 8 o 10 centímetros de distancia de nuestro cuerpo y que sigue su forma. Es el modelo espiritual a partir del cual se desarrolla el cuerpo denso.

El aura contiene capas de color, como el arco iris con diferentes matices y estas capas se menean incesantemente y penetran unas en las otras con sus colores claros y puros.

Los movimientos son consecuencia del impacto del entorno, así como los cambios en nuestros pensamiento, sentimientos y equilibrio físico.

Las capas del aura son una pre-manifestación de la totalidad de cada uno de nosotros, ya que cada capa corresponde a un semblante distinto de todas nuestras funciones.

Cada una de estas capas puede ser definida mediante diferentes parámetros:
Forma, color, iluminación, pureza, consistencia, alineación, oscilación y función.

Existen siete de estas vínculos o cuerpos áuricos o sutiles (que el verdadero Yo utiliza para manifestarse en los diferentes planos energéticos) y cada una de ellas corresponder con un nivel de conciencia, formándose de energías sutiles, según los planos vibratorios en los que coexisten.

Existimos y estamos en contacto permanente con nuestro ambiente ya sea el que podemos ver como los más sutiles, lo que implica que habitualmente hacemos un intercambio con el mismo. Cada vínculo posee una cierta independencia con respecto a dichos intercambios y todos los pensamientos y todas las emociones presentan una simetría variable, que se transmite a nuestro hábitat.

E aquí donde intervienen las Leyes de la Naturaleza pues según nuestra evolución espiritual será la relación que tengamos en los distintos planos.

Los vínculos del hombre son los siguientes:

Cuerpo físico (cuerpo denso)
Cuerpo vital (doble etérico)
Cuerpo astral (Cuerpo emocional)
Cuerpo mental (aura mental inferior)
Cuerpo casual (cuerpo mental superior)
Cuerpo espiritual (aura espiritual)
El Yo o Ser Espiritual

Hablaremos de los primeros 5 vínculos ya que en ellos es donde se manifiesta los efectos de los trabajos de magia negra.

Los tres primeros cuerpos o vínculos, también son conocidos en forma genérica como "el aura de la salud", ya que refleja las exaltaciones esenciales de la salud física de cada uno de nosotros y el funcionamiento de nuestra personalidad.

La emanaciones de estos cuerpos, son de gran beneficio para estudias los efectos de los trabajos de magia negra.

Cuerpo físico.

El cuerpo físico también llamado cuerpo denso es la manifestación de nuestro "Yo Superior" en el plano físico, es el vínculo que se manifiesta en esta tercera dimensión, por lo tanto es el que se puede ver, tocar y percibir con los sentidos físicos. Es la masa que compone el sistema óseo, muscular, nervioso y todos nuestros órganos físicos.
A pesar de lo que la mayoría cree es en este vínculo que los efectos de magia negra se manifiestan en última instancia, pues realmente los primeros vínculos afectados son el cuerpo vital, el cuerpo astral y el cuerpo mental.

Sobre el cuerpo causal quedara marcado los efectos de los que han sido artífices de dichos trabajos, pues en las próximas reencarnaciones deberán pagar sus acciones erróneas cometidas contra otros, como así también en su paso por el astral inferior sufrirán en el momento de su muerte física, los efectos de dichos actos.

Cuerpo Vital o Doble Etérico

El segundo vínculo, es el más cercano al cuerpo físico, está compuesto por minúsculas líneas de energía que siempre están en movimiento.

Su forma se asemeja al cuerpo físico del cual es una copia idéntica. Ya que este cuerpo tiene la misma estructura que nuestro cuerpo físico, puede ser considerada como un espejo de nuestra contextura física en la cual también se representan nuestros órganos y sistemas, pero en una energía mas sutil.

El doble etérico es un indicador de lo que sucede en niveles muy esenciales de nuestro ser.

Este vínculo en una persona normal, es brillante y densa, debido a la materia física, como mucosidad y partículas de la piel, que se desprenden del cuerpo físico con la respiración y el movimiento. Estas partículas están suspendidas en un campo de energía electromagnética al rededor del cuerpo denso.

Las emanaciones de este vínculo irradian las motivaciones principales de nuestra salud y el funcionamiento de nuestra personalidad.

Por lo tanto cuando una persona se encuentra en equilibrio este vinculo esta en armonía; pero cuando está afectado por trabajos de magia negra está totalmente en desarmonía y de esa forma las energías vitales y sutiles que de él dependen para el buen funcionamiento del cuerpo físico, se encuentra estancadas y contaminadas con los venenos sutiles del bajo astral.

Causando todo tipo de trastornos y como este es uno de los vínculos más importantes que se manifiesta en la mediúmnidad de incorporación puede asta permitir el encoste de un espíritu del bajo astral que obsesionara y perturbara a la persona de una forma tal que puede llegar al delirio místico, la locura y hasta el suicidio, manipulando los otros vínculos como el astral y el mental, para lograr su cometido.

Este vinculo o doble etérico es muy importante para el diagnóstico de la enfermedad, como así mismo es donde se manifiesta la mayoría de los efectos de los trabajos de magia negra, este es debilitado a tal punto, que según para que allá sido el pedido (trabajo de magia) afectara a varios órganos del cuerpo físico, como la salud mental del individuo y por efecto de dicho desequilibrio y en algunos casos si el trabajo está bien realizado, puede llegar a un punto crítico en su desmantelamiento que será bastante acentuado en dicho vinculo.

Cuando tenemos buena salud esta capa áurica (doble etérico) se puede ver brillante, clara y de tamaño uniforme alrededor de todo nuestro cuerpo físico .

Cuando nuestra salud es precaria, esta capa sutil se abultara cerca de la zona afectada por la enfermedad, es aquí donde los Guías Espirituales trabajan para limpiar a las personas afectadas por dichos trabajos y enfermedades, pues saben que lo primero que deben hacer es restaurar la energía sutil de dicho vinculo, para que circule hacia el cuerpo físico como hacia los vinculas superiores, mas alivianada y purificada, haciendo que la persona sienta sus energías renovadas.

Recordemos entonces que en ciertas circunstancias esta capa áurica es desplazada de su sitio, produciendo un espacio vacio y esto permitirá que entren vibraciones negativas que proceden del cuerpo astral (mas adelante aclarare los efectos en este vinculo), como a si mismo da la oportunidad a los espíritus Obsesores que se encosten dando así el proceso de obsesión, llevando a la persona a los vicios, depresiones, cerrándole los caminos, inspirando pensamientos de suicidio, etc.

EI cuerpo vital transporta energía del sol y de nuestro entorno, y la envía al cuerpo físico para alimentarlo, como a si mismo envía esta energía hacia el exterior, siendo el intermediario entre estos procesos energéticos. Entonces si estamos en un ambiente donde la irradiación es negativa, la energía que nuestro doble etérico tomara de ese ambiente, energía negativa y contaminada, que nos acarreara una baja de energía en nuestro organismo dejándonos agotados, faltos de energía, malhumorados, con dolores de cabeza y otros tipos de trastornos.

Esto también pasara cuando nos encontramos con una persona que fuese de una vibración más baja que la nuestra o estuviese trabajada con magia negra, pues como su doble etérico estará contaminado con energía negativa y del bajo astral nos acarreara esos mismos efectos, que también se producen cuando entramos a un lugar que esté corrompido con energías del bajo astral.

También de la acción de esta energía etérica o doble etérico, depende en gran parte de la vida durante los sueños, por eso muchas personas tienen pesadillas, pues es arrastrado este doble etérico a un plano (astral) más bajo, donde los habitantes aprovecharan para obsesionar y perturbar al individuo por medio de este vinculo sutil.

El doble etérico juega un papel importante al establecer la tipo de cuerpo físico que el Ego (Yo Superior) encarnante recibirá; siendo aquí también donde los efectos de magia negra quedaran impregnados para la constitución del futuro cuerpo físico.

Este cuerpo tiene como función entonces la de intermediario entre el cuerpo físico y el cuerpo astral y el medio que nos rodea.

Uno de los aspectos más fascinantes de este vínculo es la posibilidad de usarla para producir fenómenos visuales, a través de un médium; ya que emplean las partículas densas de su aura etérea para generar una sustancia llamada ectoplasma (Ectoplasma es un plasma del origen psicológico procedido de un medio, es lo que existe entre el propio cuerpo físico y el alma) más adelante aclararemos sobre el ectoplasma.

Por medio de un esfuerzo de la voluntad, podemos proyectar prana hasta los límites del cuerpo físico, creando así una especie de escudo impenetrable a cualquier influencia astral o elemental, pero al mismo tiempo si esta en desequilibrio es una puerta abierta para los trabajos de magia negra.

Por medio del cuerpo etérico circula la vitalidad a lo largo de los nervios del cuerpo, estos nervios físicos densos tienen su contraparte etérica llamada conductos nadis y por ellos circula lo que los orientales llaman prana, que es una energía positiva y activa, vitalizando por su acción toda su contraparte más densa, o sea el sistema nervioso del cuerpo humano.

Las zonas afectadas por la enfermedad están vacías de energía vital. Esto hace que los canales de energía, normalmente rectos, se inclinen hasta tocar la parte más profunda de este vínculo, de un modo caótico y desordenado.

La confusión de estas líneas resplandecientes no solo indica un descenso en la energía que entra en la zona del cuerpo físico, sino que además inhibe el flujo de energía y lo contaminan con energías que provienen del bajo astral.

Sin un flujo de energía vital, los tejidos empezaran a degradarse o atrofiarse, causando todo tipo de malestares y si persisten, con el tiempo se convertirán en enfermedades que en algunos casos pueden convertirse en cáncer.

Cuando nuestra vitalidad se reduce nos sentimos agotados, esto se traducirá en una gran disminución de tamaño del cuerpo vital.

El resplandor se debilita y resulta difícil de apreciar. Es en este aspecto, cuando su resistencia es menor y la enfermedad tiene oportunidad de entrar en el sistema físico, como a sí mismo un trabajo de magia negra; de esta forma al estar en constante relación con el medio ambiente y otras personas negativas o de baja moral, pues como la Ley de Afinidad lo dice atraemos a nuestro entorno lo afín a nuestro estado espiritual.

Como este es el vínculo que más nos afecta, cuando por ejemplo, nos encontramos con una persona que tiene hecho un trabajo de magia negra, pues la energía que ella irradia hacia su exterior es negativa y de fluidos densos, cosa que muchas veces nos causa agotamiento, o repulsión, siendo uno de los efectos de los trabajos, ya que de esa forma la persona queda envuelta en un aura negativa, causando todo tipo de trastornos, ya sea físicos, emocionales y mentales, repeliéndose hasta con el medio que habita y sus integrantes.

Esto mismo será también lo que nos causara, el contacto con una persona que sea pesimista o de baja moral, puesto que será un imán, para todo tipo de espíritus, que en la misma condición moral serán atraídos hacia su entorno por afinidad.

Cuando hablamos del medio que nos rodea en relación a este vínculo también hablamos sobre el plano astral, ya que también nos comunica con el plano de los Guías Espirituales, (según la vibración espiritual de estos) y por lo tanto este vínculo es el que más interfiere en el proceso de la mediúmnidad, si somos de una alta moral cuidándonos de los vicios, viviendo una vida recta dentro de la Ley de Umbanda, nuestro doble etérico por afinidad, está en conexión con un plano donde habiente Entidades de alta moral, que siempre nos ayudaran en nuestra existencia, para poder seguir en el camino de la evolución espiritual.

En cambio si en nuestra vida nos desequilibramos con vicios, pensamientos pesimistas, emociones de envidia, venganza, etc, y nuestra moral sea doblegada por los bajos instintos como la sensualidad desmedida, etc nuestro doble etérico se pondrá en contacto con entidades afines, y de a poco nos llevaran a una obsesión, que fue produccida por nuestros propios actos, emociones y pensamientos, pero que no lo reconoceremos pues esas entidades verán la forma de que siempre le echemos la culpa de nuestras trabas y problemas a terceros, pues es más fácil victimizarse que tener la voluntad de tomar el sartén por el mango y cambiar nuestros malos hábitos.

Nota: los dos vínculos sutiles que siguen muestran elementos presentes en la salud emocional y mental en cada uno de nosotros. Los vínculos anteriores presentan una composición bas¬tante más densa comparada con las capas que siguen, las cuales muestran una estructura más sutil y en consecuen¬cia resultan más difíciles de ver, pero siendo visibles según el comportamiento ya sea emocional o mental del individuo.

En la segunda parte daremos la explicación de los efectos de los trabajos de magia negra en el cuerpo astral y veremos la relación que tienen estos efectos sobre las personas a los que son enviados los trabajos y sobre las personas que los piden así como quien los ejecuta.

Pues como dice la Ley de Causa y Efecto toda causa tendrá su efecto y todo lo que se siembra se debera irremediablemente cosechar.

Cuerpo Astral

El cuerpo astral, suele ser el más grande y tiene una forma de ovoide que se asocia con el aura.

Este vínculo o cuerpo astral, como el segundo, es fluido y dinámico, y está compuesta por matices multico¬lores.

EI tamaño de esta parte del aura oscila entre 10 cm. y 1 m. Su amplitud, es por lo general, alrededor de 60 cm. desde la superficie del vinculo vital.

Este vínculo es considerado el cuerpo del deseo o de las emociones y así como en el cuerpo etérico circulaba la energía vital, en el cuerpo astral opera el principio del deseo, este percibe el conjunto de apetitos, pasiones, emociones y deseos más o menos inferiores, o más o menos elevados, que puede expresar o sentir el hombre durante su vida. La capacidad de poder sentir emociones la tenemos gracias a poseer un cuerpo astral o del deseo.

Los Instintos, sensaciones, sentimientos y emociones, son considerados como una subdivisión del pensamiento.

Estos sentimientos, pueden ser definidos como nuestra naturaleza pasional y emocional.

Todas las necesidades animales están contenidas en el deseo, así como las pasiones, tales como el amor (en su sentido inferior), el odio, la envidia, los celos, etc.
También está el deseo por la existencia sensual, por los goces materiales, la sensualidad de los ojos, etc.

Esto se convierte para muchos, en lo más poderoso de las vidas, de la naturaleza inferior, es el que une vigorosamente a la vida terrestre y los “apegos” y “apetitos” terrenales.

El cuerpo astral es particularmente sensible a las impresiones del pensamiento", pues la materia astral responde más rápidamente que la física a todos los impulsos del mundo mental.

Sabiendo este dato, podemos concluir, que una correcta forma de pensar puede desarrollar un cuerpo astral lo suficientemente puro como para que en el Ego se manifieste más plenamente o viceversa, que el “Yo Superior” no pueda manifestarse en total libertad dentro de los diferentes vínculos y planos.

El cuerpo astral del hombre estando hecho de materia astral y participa de esta facilidad para responder a los impulsos del pensamiento, respondiendo a las vibraciones de todos los pensamientos que andan en ese plano, ya sea que vengan de afuera de su mentes, o de adentro de la mente (subconsciente).

Entonces, cuando una persona está mandando un trabajo de magia negra, es en este vínculo donde se perciben los sentimientos de odio, venganza, depresión, angustia, apatía, etc.

Las emociones son una realidad indiscutible, y como manifestaciones que son, necesitan necesariamente un lugar o espacio donde manifestarse. Ese lugar o espacio, es denominado como él cuerpo emocional, astral o de deseos del hombre, que además por ley de afinidad y correspondencia, sus vibraciones captaran la de los planos sutiles (astrales) que correspondan.

Es aquí donde la persona es afectada por la energía negativa y obsesionada por dichas emociones y que cuanto más tiempo esta impregnadas en este vínculo, mas insondables y profundas se hacen, dejando en desequilibrio a este vinculo y a la merced de enmantarlo con todo tipo de emociones negativas trasmitidas por el ambiente que nos rodea.

Siendo muy difícil de revertir dicho trabajo si la persona que hace el desmanche no tiene los conocimientos necesarios. Pues recordemos que estas emociones no solo afectaran al cuerpo astral sino también al vital y este a su vez repercutirá en el cuerpo físico causando enfermedades en los órganos del cuerpo denso; por ejemplo la tristeza y depresión causara un estado de miedo que repercutirá en los riñones, que al enfermarse empezara un desequilibrio energético, que hará tambalear a diferentes sistemas y órganos del cuerpo físico.

“El cuerpo astral suele ser el primer sitio donde las experiencias de lo bueno y lo malo” producen su efecto (he aquí donde quedara impregnada la acción cometida contra otros ya sea por pedido o ejecución), siendo así que las formas de pensamiento negativas afectan la constitución de este vínculo, es por eso que las emociones están tan unidas a los pensamientos.

Entonces el proceso seria de esta forma, el pensamiento negativo comienza a irritar las líneas resplandecientes del vínculo astral, produciendo una disminución de su tamaño. Al debilitarse de este modo en el cuerpo astral, se crea un agujero y la forma de pensamiento atacar al cuerpo vital o doble etérico teniendo por ultimo su efecto sobre el cuerpo físico, causando al final una enfermedad.

Así si somos personas tristes, malhumoradas, y coléricas, seremos propensos a sufrir de ulcera estomacal u otros tipos de enfermedades que atañen al aparato digestivo, además de que estaremos en contacto por medio de estas vibraciones, en un plano donde las entidades que habitan sean afines a estas emociones, por lo cual necesitaremos mucha fuerza de voluntad para escapar de la obsesión que nos angustiara y enmantara a nuestro campo áurico.

Como dije hay personas que llevan formas de pensamiento nega¬tivas durante mucho tiempo y estas permanecen activas en vinculo astral durante todo momento, pasando muchos años; estos pensamientos se trasforman en miasmas (formas de pensamientos concentrados) que son muchas veces confundidos por trabajos de magia negra, siendo que es la “propia persona” que genera sus trabas, tantos emocionales y mentales, así con el medio que los rodea.

Este proceso, es tanto para las personas que viven su vida quejándose de todo, achacando sus males a terceros, personas de baja autoestima, etc. Como personas que estén atacadas por trabajos de magia negra.

Esto se debe muchas veces a la falta de autoestima, o a la negación de los propios errores, a la ignorancia de los fenómenos espirituales, pues es más fácil victimizarse que tener la fuerza de voluntad para cambiar los malos hábitos.

Estos tipos de comportamiento son percibidos por los cambios de matices dentro de estos vínculos. Si hay rabia o cólera, suele percibirse en forma de pequeñas fragmentos de un color rojo intenso; la depresión, suele aparecer en forma de pequeñas nubes negras de diferentes densidades, según el grado de aflicción y la tristeza se percibe como un humo fino, negro o gris. Es decir que cada una de las emociones ya sean negativas o buenas tiene un color y matiz especial dentro de este vínculo.

En el aspecto positivo, el naranja indica el equilibrio y la armonía en vínculo astral.
Este color naranja se crea para ayudarnos a combatir la depresión, la ira o la tristeza, y es gracias al esfuerzo del consciente o inconsciente que se puede luchar contra las viejas formas del pensamiento alojadas en nuestro campo emocional.

(Ya hemos posteado sobre los colores del aura en otra oportunidad)

Las vibraciones de los cuerpos astral y mental se pueden unir a la de las demás personas que los rodean. La felicidad, el temor, la ira y la tristeza pueden ser muy contagiosos. Por eso debemos mantener nuestro equilibrio y no dejarnos afectar por el medio y las personas.

Cuando uno entra a un lugar donde se siente mal, o se descompone es por la carga negativa de dicho ambiente y debemos retirarnos lo más rápido posible, pues corremos el riesgo de que nuestra aura se contamine con esos fluidos negativos y cuanto más permanecemos mas serán afectados nuestros vínculos, pudiendo repercutir en nuestro cuerpo físico con malestares como dolor de cabeza, ganas de vomitar, mareos, etc.

Las emociones no se pueden ver; ni el odio ni el amor se pueden ver, pero sí se sienten energéticamente en el cuerpo, pero no son del cuerpo, aunque éste las perciba, sin embargo para el vidente entrenado, son visibles, y las ve como vibran y se mueven por el cuerpo astral del hombre. Siendo estas emociones de colores más suaves y otros más turbios, dependiendo del tipo de emociones que se esté expresando en ese momento.

Entonces en nuestro vínculo astral o cuerpo del deseo, es donde quedan impregnados los efectos de magia negra sobre nuestras emociones, causándonos depresiones, angustias, etc. Al mismo tiempo el estar tan ligado al cuerpo mental estas emociones nos llevan a tener constantemente pensamientos negativos, que son utilizados por las ENTIDADES DEL BAJO ASTRAL, para obsesionarnos, y esclavizarnos, quedando a la merced de los vicios, la depresión, sojuzgados bajo sus influencias nocivas.

Con respecto a la persona que pide el trabajo, queda sobre su cuerpo del deseo impregnado esta mala acción, pues como dijimos, es en el cuerpo astral donde suele ser el primer sitio que absorbe estas experiencias ya sea de lo bueno y lo malo.
Causa que se convierte en efecto en su próxima reencarnación, sufriendo esta obsesión ella misma convirtiéndose esta vez en la victima. Pagando así su deuda kármicas.

Y con relación al que lo ejecuta, por haber manejado a estos espíritus (del bajo astra) para un fin negativo quedara cautivo bajo el dominio de ellos, causándole sufrimientos y locura, tanto cuando muera como cuando reencarne en su próxima vida.

Quedando este vinculo o cuerpo del deseo, debilitado hasta que con buenas acciones lo vitalicen y page así su deuda kármica; pues al ser una acción provocada por él solamente él, puede corregirlo.

Cuerpo Mental

El cuarto vinculo es el cuerpo mental, este constituye la diferencia entre el pensamiento cotidiano consciente (mental inferior) y el Yo Superior.

Este cuerpo mental nos muestra la capacidad que tiene el individuo en el plano consciente o intelectual. Este vínculo es muy desarrollado por los filósofos, científicos, las personas que hacen meditación, etc.

Cuando se posee un buen dominio de la capacidad intelectual, este vínculo sutil es resplandeciente y amplia, normalmente de 4 a 20 cm. de anchura, sobre todo en la región de la cabeza.

El cuerpo mental se confunde a menudo con el cuerpo astral, ya que ambos vínculos comparten el mismo espacio; solo cuando la mente es muy activa, es cuando el pensamiento consciente puede separarse de las emanaciones del cuerpo astral.

Este vinculo o cuerpo mental nos muestra el estado de equilibrio entre las emociones y el intelecto.

En una persona común, este vínculo casi no se separa del cuerpo astral, entonces para desenvolverlo es necesario usar nuestro libre albedrio y capacidad de raciocinio, para eso hay que tener una mente abierta, ser a cada momento lógicos y analíticos, pues de esa forma lograremos una mente ágil y si a eso le sumamos que nuestros pensamientos sean de un orden elevado, este vinculo se hará resplandeciente, confiriéndonos un escudo contra los espíritus obsesores, que intenten por medio de él, obsesionar nuestra mente con pensamientos de baja vibración.

Es por medio del desequilibrio de este vínculo donde se manifiesta el “delirio místico” y la obsesión que llega a la esquizofrenia y la paranoica.

Es aquí donde los espíritus invocados en los trabajos de magia negra trabajan para desequilibrar los demás vínculos sobre todo cuando la persona es débil de voluntad.

También es en este vínculo donde los falsos sacerdotes doblegan a las personas por medio de la sugestión.

Por ejemplo si en el cuerpo astral hay pequeñas imperfecciones rojizas, estas revelan sentimientos de ira. Estas manchas que se generan en el cuerpo emocional, entran en la zona del pensamiento consciente y dificultan los procesos que allí tienen lugar, entonces se ven nubes oscuras en esta capa que están indicando un estado depresión.

Como hemos visto, estos dos últimos vínculos o cuerpos sutiles, están muy entrelazados entre sí, al fin de que no puede haber pensamientos positivos si no hay emociones buenas y viceversa. Siendo esto lo que se manifiesta en nuestra personalidad y conducta durante nuestra vida.

También debemos recordar que de acuerdo a estos 2 vínculos, si están en armonía por medio de vibraciones (pensamiento y emociones) positivas por Ley de Afinidad estaremos conectándonos con un plano astral más elevado, siendo esto no solo para evitar el ataque del bajo astral sino también para no dejarnos influir y dominar por esos espíritus (desencarnados) y personas (encarnados) que intenta por medio de la sugestión, la hipnosis y hechizos manejar nuestra voluntad.

Cuando una persona ha pedido o ejecutado un trabajo de magia negra, este vínculo también queda desequilibrado, pues según la Ley de Causa y Efecto, ellos terminaran siendo obsesionados en el astral inferior por espíritus de muy baja vibración, cosechando lo que sembraron, en su propio vínculo mental y astral, siendo que tendrán que sufrir dichas consecuencias. Este tipo de perturbación se manifestara tanto cuando allá desencarnado como en vida, ya que por ser pedido o ejecutado por él, le corresponde sufrir el doble o triple de lo que él/ella allá deseado.

Otro de las consecuencias del desequilibrio que se ve en este vinculo es cuando la persona, cree en el “diablo con cuernos y cola” y que trabaja invocándolo, como los satanistas, magos negros, personas de otras religiones que tiene esa ideología, etc. Pues se formaran en su entono los “miasmas astrales” de baja vibración, que con el tiempo se harán más densos.

Llegando a un punto donde se condensaran y serán atrapados y obsesionados por esos elementales del pensamiento o miasma nocivos; creyendo realmente que esas entidades existen.

Es así que los cuerpos sutiles inferiores están formados por estos cinco vínculos y los cuerpos áuricos superiores constan sólo de dos vínculos.

Un factor determinante para la localización de los cuerpos áuricos superiores es el comportamiento de cada uno de nosotros. Si tenemos poco interés por la vida espiritual, los cuerpos áuricos se alejaran de nosotros y si por el contrario, evolucionamos rápidamente, los cuerpos áuricos superiores se acercaran, ya que necesitamos gran cantidad de energía superior. La separación de estas auras es provocada por la incapacidad del cuerpo fisco (Ley de Afinidad) para soportar el poder y la intensidad de las energías superiores.

Nota: Observamos entonces que estos dos últimos vínculos están muy ligados entre sí, dando lugar a los obsesores a poner todas sus artimañas para lograr sus propósitos cuando son invocados para perturbar a una persona, incentivando todo tipo de pensamientos y emociones negativas y nefastas, arrastrando a la persona a la locura, al delirio místico, a la depresión, a la paranoia y hasta el suicidio.

Cuerpo Causal o de la Voluntad Consciente

En este Cuerpo Causal, residen los principios que se manifiestan como efectos en los planos inferiores; puesto que las experiencias de vidas pasadas acumuladas en el cuerpo causal, son el origen de la condición general que asumimos ante la vida, así como las acciones promovidas durante todas las reencarnaciones.

Así como el cuerpo mental sirve como depósito para la naturaleza de las experiencias del ser humano en sus muchas y variadas reencarnaciones, en este vinculo o cuerpo causal se entretejer todo lo que logra perdurar, y en si mismo este vinculo conserva todas las cualidades que el ser humano llevará como baraje positivo en su próxima reencarnación.

El cuerpo causal se conserva vida tras vida, mientras que el mental, el astral y el físico se renuevan a cada encarnación.

La manifestación inferior del hombre, o sea, la expresión pensante del mismo se labra en su cuerpo mental y sus "enseñanzas" quedan arraigadas en su cuerpo causal. Por eso el cuerpo causal es el receptáculo de todo lo duradero, de lo noble y armonioso.

E aquí que cuando una persona realiza un trabajo de magia negra esta atrasando su evolución y tendrá que seguir purificando sus otros vínculos por medio de el cuerpo causal ya que este vehículo de la consciencia, guarda relación con la experiencia terrena que el ser humano haya alcanzado durante sus vidas pasadas. Y así como la labor específica del cuerpo causal es la decodificación del pensamiento espiritual, la tarea del cuerpo mental es conservar las vivencias y los pensamientos en las distintas vidas para su evolución espiritual.

Cuando las experiencias y lecciones de la encarnación previa se han absorbido y trasmutado en fuerza adicional, el deseo y la necesidad de más experiencia llevan al ego a encarnar otra vez.

Entonces el ego atrae en torno suyo, primero un cuerpo mental y luego uno emocional, de las mismas características generales que tenían los que desechó al final de su encarnación anterior (e aquí donde al formarse en nuevo cuerpo se sentirán los efectos de los trabajos de magia negra en las personas que lo piden y lo ejecutan), aunque no necesariamente del mismo sexo, y su tarea será seguir refinando estos cuerpos durante el transcurso de la nueva encarnación, cosechando lo que sembró.

El ego entra al distinto nacimiento en un cuerpo físico nuevo, edificado sobre el patrón que él mismo estableció dentro de la ley de causa y efecto.
Después de cada vida de experiencia, vuelve a desechar los tres cuerpos inferiores y se prepara a añadir nuevas experiencias de riquezas a su cuerpo causal, dependiendo de cuanto allá aprendido de sus errores.

Tal es el sendero de la evolución. El ajuste de progreso del individuo depende de su efectividad para acumular experiencias buenas y de la medida de control que logre alcanzar sobre sus cuerpos inferiores.

El cuerpo casual mantiene las energías que crean la capacidad de nuestra mente superior. Es nuestro vínculo con nuestro origen. Es la residencia de nuestro ser superior y nos provee la información más desarrollada que la que nuestro cerebro es capaz de crear a partir los hábitos diaria. También aquí se acumula la suma total de la Sabiduría Universal.

Este cuerpo es de gran valor en la exposición y análisis del aura, ya que muestra nuestra capacidad para utilizar las energías superiores. Además del nivel de perfeccionamiento espiritual que tenemos, y lo que en eficacia podemos llegar a evolucionar durante nuestra vida existente.

Como podemos observar nuestros diferentes vínculos no están aislados, son parte de una intrincada red de información que adquirimos por medio de nuestras experiencias, las que manipulamos según nuestros actos, pensamientos y emociones.

E ahí que cuando una persona realiza un trabajo de magia negra, no solo esta manchando su propia aura sino también que atrasa su propia elevación espiritual teniendo que pasar por muchas más reencarnaciones y sufriendo en cada uno los efectos de la causa que lo causo, así una persona que durante su vida realizo muchos trabajos de magia negra, en la próxima tendrá un alto grado de posibilidad de ser obsesionado por espíritus de egunes, o sufrir enfermedades de las cuales las causas de sus errores del pasado hayan atacado a sus víctimas como por ejemplo cáncer, esquizofrenia, es decir tanto enfermedades físicas como enfermedades mentales, y aun mas, si la persona trae consigo demasiada carga negativa por las acciones cometidas contra otros podría asta manifestarse en la conformación y contextura de su cuerpo físico.

En contra de los algunos creen, el aura se recupera de la enfermedad o el abuso de drogas, con el tiempo y tratamiento, el aura logra recuperarse en la mayoría de los casos.

Esta curación no solo se refiere al problema físico, sino también a los trastornos del aura, tanto emocionales como intelectuales causados por los efectos de los trabajos de magia negra, pero esto será según, el tipo de trabajo y el tiempo que allá permanecido en la persona cuanto más tiempo allá permanecido el trabajo antes de limpiar el aura (dar vuelta dicho trabajo) más tiempo se necesitara para que la persona vuelva a recuperarse, pues cuanto más tiempo, más en desequilibrio se encontraran todos los vínculos afectados.

Nota: Recordemos que cuando una persona invoca a un espíritu para realizar un trabajo de magia negra, no solo se atrasa a sí mismo, sino también al espíritu, pues es quien ejecuta la orden de dicha persona, acarreando a ese espíritu un atraso en su evolución espiritual también.

Es así que un verdadero Guía de Umbanda o Kimbanda trata por todo los medios de orientar a su médium en la senda correcta, y en algunos casos estos guías no cumplen con dicho pedido pues también están sujetos a todas las Leyes de la Naturaleza y por lo tanto tiene su libre albedrio.

Siendo así que en muchos casos, estos Guías Espirituales ya sean de Umbanda o Kimbanda, abandonan al médium, por no estar de acuerdo con su proceder y dando lugar a otro espíritu que comparta la vibración negativa de ese médium.

Pero nada es casualidad y todo se manifiesta por las Leyes de la Naturaleza, es así que las víctimas de hoy, están también pagando su deuda kármica, pues están cosechando lo que sembraron aunque no lo reconozcan ni lo asuman.

AMBÍ NO CASTIGA, SOLO NOSOTROS SOMOS LOS CAUSANTE DE CADA VIVENCIAS QUE NOS TOCA VIVIR Y SUPERAR TRAS CADA REENCARNACION; ACARREAR MAS BARAJE KARMICO DEPENDE SOLAMENTE DE NOSOTROS, SEAMOS CONCIENTE PARA SUPERARNOS DÍA TRAS DÍA, AGRADESCAMOS A ZAMBÍ POR ESTA OPORTUNIDAD QUE NOS DA POR MEDIO DE LA RELIGIÓN UMBANDAS Y KIMBANDA DE ADQUIRIR EL CONOCIMIENTO QUE NOS LLEVA A LA SABIDURÍA DIVINA PARA SEGUIR EN LA SENDA DE LA EVOLUCIÓN ESPIRITUAL.

_________________
«Si me critican o si me enjuician porque la amo, no es un pecado amar a la madre del redentor, parecería que aman más al madero, a la cruz y a los clavos, que al mismo vientre que trajo al mundo a Nuestro Señor, eso no lo entiendo mas a mi Virgen yo si la amo, no son dignos los hombres que enjuician la voluntad del Creador».

Alianza Naiguatá
Moderador
Moderador

Cantidad de envíos : 3392
Localización : Zulia
Edad : 32

Masculino

Fecha de inscripción : 03/03/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.